Musicales Baires

Alemania: Un curioso experimento para estudiar cómo se propaga el coronavirus




En Alemania, un grupo de científicos de la Universidad de Halle realizó este sábado un ciclo de tres conciertos experimentales para estudiar el riesgo de contagio que existe en los eventos masivos. Para los recitales, que tuvieron como protagonista al cantante pop local Tim Bendzko y se llevaron a cabo en el estadio Arena de Leipzig, se convocó a un total de 4.000 voluntarios sanos de entre 18 y 50 años.

Según informaron los investigadores alemanes, el estudio, que lleva el nombre Restart-19, apunta a obtener una fórmula matemática que permita evaluar el impacto que puede tener un encuentro masivo en un ambiente cerrado, en medio de la pandemia de coronavirus.

Para ello, los científicos diseñaron tres escenarios diferentes en el Quarterback Immobilien Arena de Leipzig.
La meta del primero, explicaron, es simular las condiciones de un evento antes de la pandemia; el segundo, en tanto, se trató de un concierto con mayor higiene y cierto distanciamiento social; y el tercero, por último, se realizó con la mitad de los asistentes y con cada persona a 1,5 m de distancia.

Con ese objetivo, antes de ingresar al recinto se le tomó la temperatura a todos los participantes y se les colocó una mascarilla y un rastreador de contacto para seguir sus movimientos. También se usó un desinfectante fluorescente para exponer a simple vista las superficies que son más tocadas y se analizó el trayecto de las pequeñas partículas que eventualmente pueden transportar el virus por el aire.

Para su realización, el proyecto recibió una financiación de 1.17 millones de dólares de los estados de Sajonia-Anhalt y Sajonia.

Según explicaron los expertos, los resultados --que podrían estar para el otoño alemán-- pueden ayudar a allanar el camino para la reanudación de importantes eventos deportivos y musicales bajo techo mediante la determinación de niveles realistas de riesgo.

Fuente Pagina 12