Crítica – «CHORUS LINE, el esplendor de Broadway en BAires» – *****Excelente

Un 26 de Enero de 1974 se reunió a varios bailarines de Broadway para que contaran en una especie de terapia conjunta, el motivo por el que quisieron dedicarse al baile y las experiencias que habían tenido en sus comienzos.

Las sesiones fueron grabadas, parece ser que sin saber muy bien en qué acabaría aquella iniciativa.

La idea fue presentada por los bailarines Michon Peacock y Tony Stevens, que manifestaron a los participantes que de allí podría brotar la raíz para crear una academia de baile, la base para un libro o un proyecto teatral o musical.

El conocido coreógrafo y director Michael Bennett fue invitado a asistir a las sesiones en calidad de observador, aunque bien pronto su colaboración se volvió muy activa en lo referente a las actuaciones de los intérpretes.

Así de una reunión sin un fin claro nació uno de los mayores éxitos en la historia musical de Broadway «A CHORUS LINE» que se mantuvo 8 años en la cartelera de la Gran Manzana.

Después de 38 años el musical regresa al Teatro Maipo de BAires de la mano del productor Javier Faroni, coreografía de Gustavo Wons y dirección general de Ricky Pashkus.

«CHORUS LINE» es el claro ejemplo de la pasión del teatro musical, del porque de la fidelidad de sus seguidores, del desafío de los artistas, del trabajo grupal, de la inspiración que este género necesita para ser la expresión más elevada del arte teatral.

Lo conmovedor de este musical es que cuenta de forma genuina los avatares de los artistas que aman esta profesión, sus logros, desvelos, su entrega entera a la vocación y a sus deseos, soportar los rechazos, vivir con lo justo, la incertidumbre de la carrera, pero nada de esto puede vencer su Pasión.

Cada historia de «CHORUS LINE» es una enseñanza de superación, de determinación y de fortaleza. Todo va directo a la emoción.

El elenco es excelente.

Desde el convincente y exacto personaje del director de la obra interpretado por Martín Ruiz, como el gran momento de Laura Conforte donde se destacan sus cualidades de bailarina, cantante y actriz en un trabajo impecable.

Todo el elenco de CHORUS es superior, Mariú Fernández en su sentido personaje de Morales, la performance de la estupenda Jessica Abouchain, una Sofía Pachano increíble, la revelacion de Nicolás di Pace, la excelencia de Juanjo Marco, el completo Menelik Cambiasso, los destacado Matías Prieto Peccia gran comediante, Emi Obern  y Juan Martín Delgado, junto a Mariana Barcia, Evelyn Basile, Clara Lanzani, Martina Loyato y Nicolás Repetto,

La presencia de Matías Ibarra en la dirección vocal, las letras de Marcelo Kotliar, las luces de Marcelo Cuervo, escenografía de José Ponce Aragón, vestuario de Pablo Battaglia y el sonido de Gastón Briski potencian la excelente puesta y contenido del musical.

Gastón Scabuzzo en la dirección musical logra el clima ideal y la fuerza del gran musical de Broadway.

El diseño coreógrafico de Gustavo Wons es el pilar de «Chorus Line» y así lo demuestra con su presencia en el escenario.

Ricky Pashus es uno de los grandes pioneros del teatro musical argentino, y en «Chous Line» puso toda su capacidad, conocimiento y entrega.

Pashkus es el que mejor conoce con quien rodearse, armar elencos, es un líder natural en el arte del teatro musical. Sacó de cada uno lo mejor, su 100% y eso estalla en el final del musical.

«CHORUS LINE» demuestra la exigencia del género, La increíble fortaleza física, mental y espiritual que deben tener cada uno de los artistas sobre el escenario.

Integrar actuación, canto y baile. Cantar y bailar al mismo tiempo. Cantar, comenzar a bailar, volver a cantar, parar y actuar.

Que los lleva a esta brutal exposición, a esta entrega, a no temer al ridículo y al error?. A mostrarse frente a una platea llena de ojos examinadores y críticos. A los agotadores ensayos de meses.

La respuesta es la pasión por el teatro, por las convicciones. 

Los artistas son otra raza.

Los autores crean la emoción, los artistas nos sacan emociones, los coreógrafos emocionan con movimientos, los directores vocales emocionan con la voz y los directores integran todo y lo convierten en un hecho armónico y fluído, cuidando a cada uno en el camino al estreno y detrás de cada uno, los maestros que les enseñaron a superarse y le dieron los instrumentos necesarios para lograr su artista genuino,

A BAires han llegado muchos títulos de Broadway, pero ninguno tuvo el esplendor totalizador de lo que Broadway brindó al teatro musical.

Eso ya es historia.

Hoy en BAires tenemos la gran posibilidad de  disfrutar «CHORUS LINE» y esperemos que por mucho tiempo. 

DANIEL FALCONE

 

“CHORUS LINE” Miércoles a Domingo Teatro Metropolitan – Beneficio MB VIP 2x$1.000

You must be logged in to post a comment Login