CLAUDIA GUTIERREZ “Me deslumbré con Zully Moreno y dije “eso es lo que le falta a mi obra”.

A pocos días de su estreno, CLAUDIA GUTIERREZ, libro y dirección de “LA GARBO ARGENTINA”, un musical homenaje a la gran actriz argentina Zully Moreno.

Nacida en 1920. Filmó más de 40 películas entre Argentina, México y España.

Su película más recordada “Dios se lo pague” junto a Arturo de Córdova, dirigida por su esposo Luis César Amadori.

Su directora nos cuenta sobre la nueva producción portagonizada por Jimena González y Carlos Silveira en el Centro Cultural Borges.


 

 
Musicales BAires – Estrenas “LA GARBO ARGENTINA”. Contános del musical?
 
CLAUDIA GUTIERREZ – Es el primer musical que escribo y dirijo para público no infantil. Así que estoy muy contenta de que sea un hecho.
 
Es un musical que tiene dos atractivos, o dos lecturas por así decirlo. Por un lado, la figura de Zully Moreno, homenajearla, traerla a escena, dentro de una ficción, para que el público pueda recordarla o descubrirla. Y por el otro lado lo que la historia en sí quiere contar.
 
Cómo uno construye realidades y se siente seguro en ellas y cómo en el encuentro con otro , todo lo certero puede ser cuestionado y por qué no, redefinido.
 
 
MB – Como nació el proyecto?
 
CLAUDIA – La escritura de ficción es algo que me gustar realizar pero que hasta esta oportunidad en pocas veces había podido dar el salto de la letra escrita al hecho teatral.
 
Tenía un primer borrador del texto pero sentía que algo le faltaba pero no podía poner en palabras qué. Y fue así como una medianoche un canal de cable pone frente a mí a Zully Moreno.
 
Me deslumbré con ella y dije “eso es lo que le falta a mi obra”.
 
Comencé un proceso de investigación sobre Zully y reescribí la historia ubicándola a ella como figura principal. Y todo empezó a tener sentido… disfruté muchísimo esa parte del proceso, encontrando detalles, anécdotas, que me formaran una imagen de la mujer y no sólo de la actriz.
Resultado de imagen para zully moreno
 
MB – Cómo unieron letra y música?
 
CLAUDIA – Tanto el texto como las letras de las canciones son de mi autoría. Y en esos casos trabajé con un músico para crear las composiciones originales.
 
Es un proceso de ida y vuelta, que transité por primera vez, donde lo fundamental es encontrar lo que la obra pide y necesita.
 
Pero también quise valerme de música de la época en la que transcurre la obra que es 1945, para terminar de situar al espectador y concretar el clima en el que se desarrolla la historia.
 
Lo mismo pasó con la coreografía donde buscamos que siempre se siga contando… con el movimiento exacto y justo, usando el lenguaje del jazz, del tango, de la milonga, como herramientas.

 
MB – Cómo armaron el elenco?
 
CLAUDIA – Yo estoy convencida de que siempre es mejor trabajar con quien uno conoce, así que el primer paso fue, luego de formar mi equipo de trabajo, contactar a personas del medio con las que gusta trabajar.
 
Los protagonistas Carlos Silveyra y Jimena Gonzalez se sumaron al proyecto de esta manera, igual que algunos integrantes más, conocidos míos o del coreógrafo Patricio Roca, con los que teníamos ganas de trabajar. Y el resto fue seleccionado en base a una audición. Así se conformó un elenco de un nivel excelente. Del que estoy muy orgullosa.
La imagen puede contener: 16 personas, personas sonriendo, texto
MB – La obra fue Ganadora del Certamen Nacional de Teatro Musical 2016?
 
CLAUDIA – Así es. El objetivo de CENATEM es apoyar la dramaturgia nacional dentro del género.
 
Es un concurso donde uno va “avanzando” por etapas, desarrollando y defendiendo la idea, plasmándola por áreas, presentando del texto completo, etc… ante un jurado de artistas y maestros del musical.

 
MB – Cómo ves el musical nacional?
 
CLAUDIA – El musical nacional siempre está activo, creo que la necesidad de hacer y de contar es inmensa, y en gran mayoría de los casos va de la mano de la autogestión.
 
Sería interesante que así como uno tiene necesidad de decir otros tengan necesidad de ejecutar, concretar, conducir esas ideas. Me gustaría que crezcamos en cuanto a la profesionalización de la formación.

 
MB – Cómo comenzó tu vocación?
 
CLAUDIA – No creo que la vocación sea “un llamado” o algo que encontrar en el interior de uno mismo. Creo que uno construye sus realidades en base a lo que necesita para sí.
 
El arte y la educación están en mi vida desde pequeña y forman parte de mi quehacer. Eso sí es un hecho.
La imagen puede contener: 13 personas, personas sonriendo, personas de pie
MB – Cuál es tu vínculo con el teatro musical?
 
CLAUDIA – Amo el detrás de escena.
 
Desde el lado creativo es desde donde encuentro mi lugar. Conformando equipos, como stage manager, coreógrafa, directora de actores, o conduciendo equipos como es el caso de esta obra, en la que soy la directora general.

 
MB – Cuál es la meta?
 
CLAUDIA – Siempre… seguir aprendiendo. Más que meta, es un camino.

You must be logged in to post a comment Login